Inicias la semana con un rostro amargo, horrible como todo un perdedor. Te comes un cereal muy viejo, después de verte al espejo y te preguntas si la vida te dará algo mejor.

X

Contraseña olvidada?

Crea tu cuenta

Recuperar contraseña
Escribe tu email.
El sistema te enviará una nueva contraseña a tu email.